Un Vistazo al Golfo en Vivo!


Cámara Web en el Golfo:
Corpus Christi, TX
Gulf Shores, AL
St. George Island, FL
Matagorda Bay, TX
South Padre Isl., TX
Informacion Sobre el Golfo

 

Ubicacion y Tamaño

 

El Golfo de México es un mar de estilo mediterráneo ubicado en la esquina del sureste de Norte América. El Golfo limita al norte con los Estados Unidos (Florida, Alabama, Mississippi, Louisiana, Texas), con cinco estados mexicanos al oeste (Tamaulipas, Veracruz, Tabasco, Campeche, Yucatán) y la isla de Cuba el sureste.

 

El Golfo mide aproximadamente 1,600 kilómetros de este a oeste, 900 kilómetros de norte a sur y tiene un área de superficie de 1.5 millones de kilómetros cuadrados. La costa marina de Cape Sable, Florida a la punta de la península de Yucatán se extiende en ~5,700 kilómetros, con otros 380 kilómetros de costa en la punta noroeste de Cuba. Si se incluyen bahías y otras aguas tierra adentro, la costa total aumenta a poco más de 27,000 kilómetros en tan solo los Estados Unidos.

 

Profundidad

 

La cuenca del Golfo de México parece una gran fosa con un amplio y poco profundo aro. Aproximadamente el 38% del Golfo está compuesto por áreas poco profundas e intermareales (< 20 m de profundidad). El área de la plataforma continental (< 180 m) y la pendiente continental (180 - 3,000 m) representan 22% y 20% respectivamente, y las áreas abisales con mayor profundas que 3,000 m constituyen el último 20% (Gore, 1992). El Sigsbee Deep, ubicada en el cuadrante del suroeste, es la región más profunda del Golfo de México. Su profundidad máxima exacta es controversial y los informes de diferentes autores indican profundidades máximas que varían entre 3,750 m y 4,384 m. La profundidad media del agua del Golfo es ~1,615 m (Turner, 1999) y la cuenca contiene un volumen de 2,434,000 kilómetros cúbicos de agua (6.43 * 1017 o 643 cuatrillones de galones).

 

 

Orígenes e historia geológica

 

La cuenca del Golfo de México es una cuenca estructural ligeramente circular y simple con un diámetro aproximado de 1,500 km, rellena en su parte más profunda con 10 a 15 km de rocas sedimentarias que varían en edad del Triásico Superior al Holoceno (aproximadamente 230 m.a. al presente). Se sabe poco sobre la historia geológica de la Cuenca del Golfo de México antes del periodo del Triásico Superior. Debido a que las rocas pre-Triásicas se conocen sólo por algunas áreas de afloramientos y pozos separados, gran parte de la historia geológica de la cuenca durante la era Paleozoica debe ser inferida con el estudio de las áreas vecinas. Algunos autores han propuesto la presencia de la cuenca en el área durante la mayor parte de la era Paleozoica; sin embargo, la mayoría de la evidencia parece indicar que las rocas Paleozoicas no están por debajo de la mayor parte de la cuenca del Golfo de México y que esa área era, al final de la era Paleozoica, parte del gran supercontinente de Pangea, el resultado de la colisión de varias placas continentales. La cuenca actual del Golfo de México, en todo caso, se cree que tuvo su origen en la era del Triásico Superior como resultado de su distanciamiento de la Placa Norteamericana al momento en que empezó a fisurarse y distanciarse de las placas Africana y Sudamericana. El distanciamiento probablemente continuó a lo largo de la era Jurásica Inferior y Media con la formación de una corteza continental "estrecha" o "transicional" a lo largo de la parte central de la cuenca. Un avance intermitente del mar hacia el área continental desde el oeste durante la era Jurásica Media tuvo como resultado la formación de los depósitos extensos de sal conocidos hoy en día en la cuenca del Golfo de México. Parece ser que el episodio principal de distanciamiento, durante el cual el bloque de Yucatán se movió hacia el sur y se separó de la Placa Norteamericana y se formó la corteza oceánica real en la parte central de la cuenca, sucedió durante la era Jurásica Superior temprana, después de la formación de los depósitos de sal.

 

Geología

 

Hoy en día, el Golfo de México es una pequeña cuenca oceánica rodeada por masas de tierra continental. Debido a su estructura física, el Golfo y el Mar Caribe a veces se combinan y son llamados el "Mediterráneo Americano". Uchupi (1975) divide el Golfo en dos provincias geográficas distintas (Terrígeno y Carbonato) mientras que Antoine (1972) reconoce siete de ellas. El esquema propuesto por Antoine se presenta aquí, con información adicional derivada de otras fuentes.

 

1) La Cuenca del Golfo de México
Esta parte del Golfo de México contiene el Sigsbee Deep y puede dividirse en la elevación continental, la Planicie Abisal de Sigsbee y el Cono de Mississippi. Ubicada entre el escarpe de Sigsbee y la Planicie Abisal de Sigsbee, la elevación continental está compuesta de sedimentos transportados al área desde el norte. La Planicie Abisal de Sigsbee es una porción plana y profunda del fondo del Golfo ubicada al noroeste del Talud de Campeche. En esta área relativamente uniforme del fondo del Golfo, los Montículos de Sigsbee y otros domos diapíricos (sal) pequeños representan la única característica topográfica principal. El Cono de Mississippi está compuesto de sedimento suave y se extiende al sureste desde la Depresión de Mississippi, y eventualmente emerge con otros sedimentos de la cuenca central. El cono está rodeado por el Cañón DeSoto al este y la Depresión de Mississippi al oeste y ha sido descrito a detalle por Ewing et al (1958).

 

2) El Noreste del Golfo de México
Esta región del fondo del Golfo se caracteriza por sedimentos suaves y se extiende desde justo el este del Delta de Mississippi, cerca de Biloxi, al lado este de la Bahía Apalache. Al oeste del Cañón DeSoto los sedimentos terrígenos (derivados de la tierra) son gruesos y llenan los remanentes de la cuenca del Golfo. En la parte del este de la región, los sedimentos derivados del Mississippi cubren la orilla occidental de la Plataforma de Carbonato de Florida y así inicia una transición hacia los sedimentos de carbonatos. El Escarpe de Florida separa a la Plataforma de Florida de la Cuenca del Golfo y también forma el lado del sureste del Cañón DeSoto. En una región que se caracteriza por la deposición de sedimentos, la presencia del Cañón DeSoto es difícil de entender. Algunas teorías sugieren que el cañón es el resultado de la erosión causada por corrientes oceánicas, posiblemente la Corriente tipo Loop (Nowlin, 1971).

 

3) La Plataforma y Pendiente Continental del Sur de Florida
Como una parte sumergida de la parte mayor de la Península de Florida, esta región del Golfo de México se extiende a lo largo de la costa desde la Bahía Apalache hasta el Estrecho de Florida e incluye Florida Keys y Dry Tortugas. Una progresión generalizada hacia los sedimentos de carbonato ocurre desde el norte hacia el sur y termina en los sedimentos de carbonato de la Cuenca de Florida. La evidencia sugiere que la cuenca en algún momento estuvo rodeada por el sistema de arrecife en barrera (Ewing et al., 1966; Sheridan et al., 1966; Oglesby et al., 1965; Antoine y Ewing, 1963). En los Estrechos de Florida el Montículo de Jordan parece estar compuesto de remanentes de dicho sistema. La evidencia sugiere que este arrecife pudo haberse extendido alguna vez a lo largo de los estrechos, juntando los arrecifes de Florida con aquéllos del norte de Cuba.

 

4) El Talud de Campeche
El Talud de Campeche es un talud extenso de carbonato ubicado al norte de la Península de Yucatán (Ordonez, 1936). El talud se extiende desde los Estrechos de Yucatán hacia el este de la Cuenca de Tabasco y Campeche en el oeste e incluye el Arrecife Alacrán. Esta región muestra muchas similitudes con la plataforma sur de Florida y la evidencia sugiere que los dos sistemas de la antigua arrecife pueden ser continuos (Antoine and Ewing, 1963; Uchupi y Emery, 1968). Las teorías establecen que los procesos de erosión y distanciamiento continental tienen un papel importante en la separación de dos plataformas de carbonato geológicamente similares.

 

5) La Bahía de Campeche
La Bahía de Campeche es un bahía del istmo que se extiende desde la orilla occidental del Talud de Campeche hacía las regiones costeras al este de Veraruz (~96 degrees O). La Sierra Madre Oriental forma un borde al sur - suroeste, y la planicie costera relacionada es similar a la costa de Texas y Louisiana en el norte del Golfo. La topografía del fondo se caracteriza por cadenas largas paralelas al exterior de la cuenca. Los domos de sal son frecuentes en la región y se piensa que la migración de la sal hacia arriba es una causa de los perfiles complejos del fondo (Worzel et al., 1968). Similar al Golfo del norte, las grandes cantidades de petróleo se producen aquí y predominan los gruesos sedimentos de terrígeno.

 

6) La Plataforma y Pendiente Continental del Este de México
Ubicada entre Veracruz al sur y el Río Grande al norte, esta provincial geológica abarca toda la orilla del este de México. El fondo del Golfo en esta región se caracteriza por pliegues que cubren los sedimentos y que son paralelos a la orilla. Debido a que aparentemente son creados por evaporitas cubiertas de sedimento, la evidencia sugiere que los pliegues han impedido el transporte del sedimento desde la costa mexicana hasta la Cuenca del Golfo (Bryant et al., 1968). Así como la cobertura del sedimento aumenta del sur al norte, así también lo hace la relativa complejidad de la estructura del fondo.

 

7) El Golfo de México del Norte
El Golfo de México norte se extiende desde Alabama hasta la frontera de México y Estados Unidos. De norte a sur, la provincia se extiende desde 200 millas tierra adentro de la orilla presente hasta el escarpe de Sigsbee. Los sedimentos en la región son generalmente gruesos con una carga mayor de sedimento suministrada por el Río Mississippi. Extensos depósitos de sal están presentes a lo largo de la región (Murray, 1961; Halbouty, 1967) y estas estructuras actúan para crear características topográficas de la superficie y emergentes en la pendiente continental tales como los Taludes Flower Garden de la costa de Texas y Louisiana y la región marina Pinnacles de la costa de Mississippi y Alabama.

 

Circulación y corrientes

 

El agua entra al Golfo a través del Estrecho de Yucatán, circula conforme a la Corriente tipo Loop y sale a través del Estrecho de Florida para eventualmente formar la Corriente del Golfo. Las porciones de la Corriente tipo Loop con frecuencia se rompen para formar eddies (del inglés, remolinos) o "giros" que afectan los patrones regionales de corriente. Otras pequeñas corrientes de mareas y dirigidas por el viento se crean en entornos cercanos a la costa.

La canalización hacia el Golfo de México es extensa e incluye 20 sistemas principales de ríos (>150 ríos) que cubren cerca de 3.8 millones de kilómetros cuadrados de los Estados Unidos continentales (Moody, 1967). El flujo anual de agua dulce hacia el Golfo es de alrededor de 10.6x1011 m3 por año (280 trillones de galones). El 85% de este flujo viene de los Estados Unidos, con 64% originado únicamente por el Río Mississippi. Entradas adicionales de agua dulce se originan en México, en la Península, y Cuba.

 

Recursos

 

El ecosistema del Golfo de México provee una gran variedad de recursos valiosos a las naciones de sus costas. Más adelante se presentan cortos resúmenes de los recursos de petróleo y pesca.

 

Física/Mineral

 

Se estima que 1.4-7.2x108 barriles de petróleo y 4.4-22.3x1010 metros cúbicos de gas natural están presentes debajo del suelo marino en el norte del Golfo (Darnell y Defenbaugh, 1990). De acuerdo con el Servicio de Administración de Minerales, las operaciones submarinas del Golfo producen un cuarto del gas natural doméstico y un octavo del petróleo de Estados Unidos. Además, la industria del petróleo da empleo a más de 55,000 trabajadores de los Estados Unidos en el Golfo (MMS, 2002). En México, la Secretaría de Energía (SENER) calculó que la producción diaria de petróleo crudo y gas natural de las operaciones marinas del Golfo de México en los años 2000 a 2005 varía de 2.293 a 2.839 millones de barriles y 41.4 a 44.8 millones de metros cúbicos, respectivamente (SENER 2006).

 

Pesca

 

La pesca en el Golfo es una de la más productiva en el mundo. En el año 2000, la pesca comercial de peces y mariscos desde los cinco estado del Golfo de Estados Unidos se calculó en 1.7 mil millones de libras (aproximadamente 772 millones de kg), lo cual representa casi 1/5 (19.4%) del total de atracaderos domésticos de los Estados Unidos. El mismo año, la pesca comercial en el Golfo representó aproximadamente 25% del total del ingreso doméstico por pesca comercial en los E.U. y tuvo un valor de más de $900 millones de dólares. El Golfo también provee una industria pesquera recreativa productiva. Sin contar el estado de Texas, los estados del Golfo de E.U. contribuyeron con más de 40% (>104,000 lbs o >47,000 kg) de la pesca recreativa de pez espada en E.U. en el año 2000 (O'Bannon, 2001).